Ir a Contenidos Ir a Navegar Ir a Navegar Ir a Búsqueda de Sitio Página Principal

La sífilis puede curarse fácilmente con antibióticos, tus parejas sexuales también deberán recibir tratamiento. La sífilis puede generar problemas muy graves de salud si no la tratas.

¿Quieres hacerte la prueba de la sífilis? Encuentra un centro de salud →

¿Qué es el tratamiento para la sífilis?

Por lo general, es muy fácil acabar con la sífilis en las etapas iniciales. La enfermera o el médico te recetará antibióticos para tratar la infección; por lo general penicilina, a menos que seas alérgico o no puedas tomarla por alguna razón.

Si recibes tratamiento para la sífilis, es muy importante que tus parejas sexuales también lo reciban. De lo contrario, pueden volver a contagiarse entre ustedes o contagiar a otras personas.

¿Qué debo saber si recibo tratamiento para la sífilis?

Si recibes tratamiento para la sífilis:

  • Toma todos los medicamentos tal como te haya indicado la médico, incluso si los síntomas desaparecen antes.
  • Tu pareja o parejas también deben realizarse la prueba de sífilis y recibir tratamiento para no volver a contagiarse entre ustedes o contagiarla a otras personas.

  • No tengan ningún tipo de relación sexual (vaginal, anal, ni oral) hasta que tu pareja (o parejas) y tú hayan terminado el tratamiento y todas las llagas se hayan curado por completo.
  • No compartas los medicamentos con nadie. Si tu pareja necesita tratamiento, cada uno debe disponer de su propia dosis de antibióticos por separado. Asegúrense de tomar todos los medicamentos que les hayan recetado.
  • Aun cuando finalices el tratamiento y la infección desaparezca por completo, puedes volver a tener sífilis si te expones en el futuro. La sífilis no es cosa de una sola vez. Por lo tanto, usa condón o una barrera de látex bucal y hazte pruebas periódicas.

¿Qué ocurre si no recibo tratamiento para la sífilis?

Aunque la sífilis es común y presenta síntomas leves al comienzo, puede convertirse en un problema mucho mayor si no se trata. Además, puedes transmitirla fácilmente a otras personas.

En las etapas iniciales, la sífilis se cura de forma sencilla. Pero si no la tratas al principio, puede empeorar y con el tiempo causar graves daños en el organismo. En su etapa tardía, la sífilis, puede llevar a problemas de salud irreversibles e incurables, como ceguera o parálisis.

La sífilis también puede causar problemas si estás embarazada, puedes pasarla al feto durante el embarazo o en el parto. Es lo que se denomina sífilis congénita y es muy peligrosa. La sífilis congénita puede provocar el nacimiento sin vida del bebé, defectos de nacimiento o la muerte del bebé. Debes realizarte la prueba de sífilis si estás embarazada para asegurarte de que esto no suceda.

Si tienes sífilis, también aumentan las posibilidades de contagiarte o contagiar el virus de inmunodeficiencia humana (VIH), el virus que causa el síndrome de inmunodeficiencia adquirida (SIDA).