Ir a Contenidos Ir a Navegar Ir a Navegar Ir a Búsqueda de Sitio Página Principal
En Esta Sección
  • Infertilidad
  • ¿Mi pareja y yo debemos realizar pruebas de infertilidad?

Las pruebas de fertilidad son la mejor manera de saber si eres infértil y te puede ayudar a conocer la causa. Si has buscado un embarazo durante más de 1 año, consulta a un médico.

¿Cómo puedo saber si soy infértil?

Puede ser difícil determinar si eres realmente infértil. A menudo no hay signos de infertilidad, excepto por la imposibilidad de lograr o de conservar un embarazo. La única manera de saber con certeza es consultar con un médico y hacerte las pruebas de infertilidad.

¿Cuándo debo consultar con un médico acerca las pruebas de infertilidad?

Es normal que tome hasta un año que se produzca un embarazo. Pero si has buscado un embarazo durante más de 1 año y no has tenido suerte, es una buena idea consultar con un médico acerca de las pruebas de infertilidad.

Algunos problemas de salud pueden hacer que sea más difícil lograr un embarazo. No esperes un año para hablar con el médico si tú o tu pareja tienen antecedentes de los siguientes problemas:

  • Embarazo ectópico
  • Periodos menstruales irregulares
  • Enfermedad pélvica inflamatoria
  • Abortos espontáneos repetidos
  • Problemas de la glándula tiroidea
  • Fibrosis quística
  • Lesiones o traumatismos en el escroto o los testículos
  • Dificultades para tener una erección
  • Problemas de eyaculación

Algunos médicos recomiendan que las mujeres de más de 35 años realicen las pruebas de infertilidad después de 6 meses de intentar quedar embarazadas.

Tu médico de cabecera o ginecólogo te pueden realizar las pruebas de infertilidad o derivarte a un especialista en fertilidad. En el Centro de salud de Planned Parenthood local, también pueden ayudarte a buscar dónde realizarte las pruebas de fertilidad en tu área.

¿Qué sucede durante una prueba de fertilidad?

Las pruebas para la detección de infertilidad suelen comenzar con un enfermero o un médico que te preguntan sobre tu historia clínica y te realizan una exploración física. Le puede llevar varios meses a tu médico detectar cuál es la causa de tus problemas de fertilidad, de manera que no te desanimes si no obtienes una respuesta inmediata.

Pruebas de fertilidad de óvulos, útero, trompas de Falopio:

El médico te hará un examen pélvico.También puede usar ultrasonido para ver tus ovarios y el útero, e indicar un análisis de sangre para controlar tus hormonas. A veces es necesario hacer un seguimiento de tu patrón de ovulación mediante el control del moco cervical, tomarte la temperatura o usar pruebas de ovulación en casa.

Usualmente, si en los primeros exámenes no se encuentra la respuesta, luego se realizan otras pruebas y procedimientos. Se realiza una prueba especial denominada “histerosalpingograma” para ver si las trompas de Falopio están abiertas. El médico coloca un medio de contraste en el útero y después observa con un equipo de rayos X cómo se desplaza dicho medio de contraste por el útero y las trompas de Falopio.

En algunos casos, las pruebas de infertilidad pueden incluir cirugías menores para explorar dentro de tu cuerpo. El médico usará herramientas especiales para revisar las trompas de Falopio, los ovarios y el útero a fin de ver si hay problemas.

Pruebas de fertilidad de esperma y semen:

Esta clase de pruebas de fertilidad generalmente incluyen una exploración física y un análisis de semen. El semen se analiza para conocer lo siguiente:

  • Recuento de espermatozoides (cuántos espermatozoides hay en el semen)
  • Con qué rapidez se mueven los espermatozoides
  • El tamaño, la forma y la calidad de los espermatozoides
  • La cantidad de líquido seminal

También se te puede hacer un análisis de sangre para averiguar si hay algún problema hormonal que dificulte que causes un embarazo.

¿Cómo se trata la infertilidad?

Existen varios tipos de tratamientos de la infertilidad. Las mejores opciones para ti dependen de la causa de tus problemas de fertilidad. A veces solo una de las personas de la pareja necesita tratamiento; otras, ambos han de usar una combinación de tratamientos.

El tratamiento de la infertilidad puede incluir una combinación de cambios en el estilo de vida, medicamentos, terapia hormonal y procedimientos quirúrgicos. Si existe un problema con el esperma o los óvulos, se pueden usar esperma u óvulos de un donante. Dos de los tratamientos de fertilidad más comunes son la inseminación intrauterina y la fertilización in vitro (FIV). Obtén más acerca de los tratamientos de fertilidad.

El tratamiento de la infertilidad generalmente comienza con la consulta a un médico especialista en embarazos e infertilidad. Tu médico de cabecera o tu ginecólogo te pueden derivar a un especialista en fertilidad. También es posible obtener tratamientos de fertilidad o ayuda para encontrar un especialista en fertilidad en tu área en el Centro de salud de Planned Parenthood local.