Ir a Contenidos Ir a Navegar Ir a Navegar Ir a Búsqueda de Sitio Página Principal

Las ladillas se contagian con facilidad durante las relaciones sexuales, aunque uses condón. La única forma de estar 100 % seguros de prevenir la pediculosis genital es no tener contacto íntimo.

¿Deseas realizarte la prueba de piojos púbicos? Localiza un Centro De Salud

¿Cómo evito contagiarme los piojos púbicos?

Las ladillas son muy contagiosas y se transmiten fácilmente cuando los genitales de las personas y su vello púbico entran en contacto. Así que la única forma inequívoca de prevenir la pediculosis genital es no tener relaciones sexuales.

La pediculosis genital puede asustar un poco, en especial porque es muy contagiosa. No obstante, intenta no obsesionarte con el contagio. Lo bueno es que la pediculosis es fácil de tratar y no causa problemas graves de salud.

El uso de un condón es excelente para la prevención de otras enfermedades de transmisión sexual (ETS) (como la infección por el virus de inmunodeficiencia humana, VIH), pero no te protege contra las ladillas. Aun así, es importante tener sexo más seguro usando un condón y realizando pruebas de ETS periódicas para cuidar tu salud.

Si alguien que conoces tiene ladillas, evita compartir ropa, toallas y ropa de cama con esa persona hasta que termine el tratamiento y haya lavado todas sus cosas. Si has tenido sexo con alguna persona que tiene ladillas en el último mes, haz un tratamiento para estar seguro de no volver a contagiarse entre ustedes.

¿Cómo puedo evitar transmitir los piojos púbicos?

Sigue cuidadosamente todos los pasos para el tratamiento contra las ladillas. No tengas relaciones sexuales hasta que tú y tus parejas hayan finalizado el tratamiento contra los piojos púbicos y evita el contacto personal cercano con otras personas. No compartas ropa ni ropa de cama hasta que te hayas librado completamente de los piojos púbicos y hayas lavado bien todo.