Ir a Contenido Ir a Navegación Ir a Navegación Ir a Búsqueda del sitio Página de inicio

El COVID-19 es una enfermedad nueva y la comunidad científica aún están investigando cómo afecta el embarazo y la salud de lxs recién nacidxs. Sin embargo, según lo que han podido  investigar, las personas embarazadas tienen un mayor riesgo de morir o de enfermarse gravemente si se contagian del COVID-19.

¿Cómo afecta el COVID-19 al embarazo?

Las personas embarazadas o que han estado embarazadas recientemente, tienen más chance de morir o de enfermarse gravemente de COVID-19, que las personas que no están embarazadas. Las personas embarazadas que tienen COVID-19, pueden tener un mayor riesgo de complicaciones durante el embarazo, como el parto prematuro. Por eso es importante que las personas embarazadas y cualquier persona con quien vivan, se mantengan lo más saludables que puedan y tomen medidas para evitar exponerse al COVID-19 y otras enfermedades.

Si estás en embarazo:

  • Obtén la vacuna contra el COVID-19 y otras vacunas recomendadas (como la vacuna contra la gripe y la Tdap). Pídale a las personas que viven contigo que también se vacunen contra la gripe y contra el COVID-19.
  • Sigue las recomendaciones para prevenir exponerte al COVID-19:

    • Quédate en casa lo más que puedas y evita el contacto cercano (menos de 6 pies/2 metros) con otras personas que no vivan en tu casa. 

    • Si alguien con quien vives está enfermx o puede haber estado expuestx al COVID-19, evita el contacto con esa persona lo más que puedas.

    • Si tienes que salir o estar cerca de personas que no viven en tu casa, utiliza una mascarilla que se ajuste de manera adecuada a tu cara. Lee más sobre cómo usar las mascarillas.

    • Pídele a todas las personas que estén cerca, que en lo posible usen una mascarilla. Evita estar cerca de personas que no usan mascarillas (sobre todo si no están vacunadas). 

    • Lava tus manos con agua y jabón, con frecuencia, durante por lo menos 20 segundos. También puedes usar un antibacterial de manos que contenga por lo menos 60% de alcohol.

  • No faltes a tus citas de atención prenatal o chequeos de posparto. Si no tienes unx enfermera o doctorx, contacta al centro de salud de Planned Parenthood más cercano a ti o al departamento de salud de tu área.

  • Asegúrate de tener un suministro de al menos 30 días de cualquier medicamento que estés tomando.

  • Llama a tu doctorx de inmediato si crees que tienes COVID-19 o si tienes otras preguntas o preocupaciones sobre tu salud.

  • Si tienes una emergencia, llama al 911 o ve a la sala de emergencias de inmediato. No aplaces recibir atención médica por el COVID-19. Si tienes que ir a la sala de emergencias, llama antes de llegar para decirles que estás en embarazo y que tienes una emergencia. De manera que puedan hacer los arreglos necesarios para protegerte del COVID-19 mientras estés allí.

Lee más sobre el COVID-19 y el embarazo. 

¿Cómo afecta el COVID-19 a lxs recién nacidxs?

Los científicos aún están aprendiendo de qué manera el COVID-19 afecta a lxs recién nacidxs. Es muy poco común que una madre o padre con COVID-19 se lo transmita a su bebé recién nacidx. Especialmente si tomas precauciones como usar una mascarilla y mantener tus manos limpias mientras estás con tu bebé. Sin embargo, puede que unx recién nacidx contraiga COVID-19 por el contacto cercano con alguien que tenga el virus.

Algunxs recién nacidxs han tenido resultados positivos en la prueba del COVID-19, pero no se sabe si se contagiaron antes, durante o después del nacimiento. La mayoría de bebés a quienes las pruebas del COVID-19 les salieron positivas, no tuvieron síntomas ni se enfermaron gravemente, pero algunos sí se enfermaron gravemente.

Si estás en embarazo y tienes síntomas de COVID-19, o si crees que has estado expuestx al COVID-19, habla con tu enfermerx o doctorx sobre hacerte la prueba de COVID-19, y cómo mantenerte segurx y saludable. Si alguien que vive con tu bebé o lx cuida tiene COVID-19, esa persona debe evitar estar cerca a tu bebé tanto como sea posible.

Lee más sobre el COVID-19 y lxs recién nacidxs.

¿Cómo afecta el coronavirus a la lactancia?

Los científicos no saben con certeza si unx bebé puede contagiarse del COVID-19 a través de la leche humana. Hasta ahora los estudios dicen que no es probable.  

Si te sientes enfermx, piensas que tienes el COVID-19 o has estado en contacto con alguien que tiene el COVID-19, llama a tu doctorx para pedirle más información sobre la mejor manera de cuidar de tu salud y la de tu bebé, incluyendo la mejor forma de alimentarle. 

Si estás amamantando y piensas que puedes tener el COVID-19, toma precauciones necesarias, como las que te compartimos a continuación, para evitar propagar el virus:

  • Lava tus manos con agua y jabón durante por lo menos 20 segundos antes de alimentar a tu bebe o sacarte la leche, y antes de tocar a tu bebé o cualquier equipo que uses para amamantar, como sacaleches y las partes de los biberones (mamilas).

  • Limpia y desinfecta cuidadosamente las superficies, botellas y las partes del sacaleches.

  • Usa el sacaleches solo para ti, no lo compartas con otras personas.

  • Ponte una mascarilla que se ajuste de manera adecuada a tu cara, mientras estés amamantando o sacándote la leche. No le pongas una mascarilla o careta facial a tu recién nacidx o bebé, pues puede asfixiar o estrangular a tu bebé, o aumentar el riesgo de síndrome de muerte súbita del lactante (SMSL).

  • Si es posible, alguien que no tenga el COVID-19, que no esté en alto riesgo de enfermarse del COVID-19 y que viva contigo, debe alimentar a tu bebé con leche del sacaleches. Pídele a la persona que alimente a tu bebe, que use una mascarilla mientras lx esté cuidando. 

Lee más sobre el COVID-19 y la lactancia (amamantar). 

Si necesitas apoyo con alimentos o lactancia (amamantar) y estás en embarazo, amamantando o tienes unx hijx menor de 5 años, puedes contactar a tu programa WIC local  (esta página está disponible sólo en inglés). Si eres inmigrante, recibir asistencia de WIC no afectará tu aplicación para recibir una tarjeta de residencia (green card, o tarjeta verde) o visa.

¿Puedo recibir la vacuna contra el COVID-19 si estoy en embarazo o amamantando?

Sí. Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC por su siglas en inglés)  recomiendan la vacuna contra el COVID-19 para las personas embarazadas, que están intentando quedar en embarazo y que podrían quedar en embarazo en futuro, o que están amamantando

Las personas embarazadas o que han estado embarazadas recientemente, tienen más chances de morir o enfermarse gravemente del COVID-19, que las personas que no están embarazadas. También, las personas embarazadas que tienen COVID-19, pueden tener un mayor riesgo de tener complicaciones en el embarazo, como el parto prematuro. Las vacunas contra el COVID-19 son seguras y efectivas para prevenir el COVID-19, y para evitar enfermarse gravemente y morir por el COVID-19 (incluyendo la variante Delta). Por lo que es buena idea  obtener la vacuna contra el COVID-19 tan pronto como puedas.

Es seguro vacunarse en cualquier momento del embarazo. Si descubres que estás en embarazo después de recibir la primera dosis de una vacuna de 2 dosis, asegúrate de recibir la segunda dosis: se necesitan ambas dosis para tener una protección completa contra el COVID-19. Tampoco es necesario que aplaces embarazarte hasta después de recibir la vacuna.

La vacuna contra el COVID-19 no se probó específicamente en personas en periodo de lactancia (amamantar), sin embargo, no hay evidencia de que la vacuna no sea segura si estás amamantando. De hecho, hay algunas investigaciones que muestran que las personas vacunadas tienen anticuerpos del COVID-19 en su leche. Entonces, puede que al recibir la vacuna se transmita algo de protección contra el COVID-19 a tu bebé (la comunidad científica todavía está estudiando esto).

Puedes leer más acerca de la seguridad de la vacuna contra el COVID-19 para personas embarazadas y lactantes en el sitio web de los CDC.

¿Qué debo hacer si estoy en embarazo y me da fiebre después de recibir la vacuna?

Uno de los posibles efectos secundarios de la vacuna contra el COVID-19 es la fiebre. Si te da fiebre después de recibir la vacuna, toma acetaminofén (Tylenol) -si no eres alérgicx a este-.

El acetaminofén es seguro de usar durante el embarazo y después de recibir la vacuna contra el COVID-19. Si tienes alguna pregunta o preocupación sobre los efectos secundarios de la vacuna contra el COVID-19, llama a tu enfermerx o doctorx.