Ir a Contenido Ir a Navegación Ir a Navegación Ir a Búsqueda del sitio Página de inicio

Alguien nos preguntó: ¿Es normal tener flujo abundante, casi todos los días, especialmente cuando tengo sexo? Y ¿Es normal que el flujo sea blanco y manche tu ropa interior?

 

En el pasado hemos escrito sobre cómo el color de tu flujo vaginal puede darte una idea sobre lo que está sucediendo en tu cuerpo, y que los cambios en el olor o color de tu flujo (por ejemplo, si empiezas a tener flujo verdoso o amarillo oscuro) pueden ser una indicación de que algo está fuera de lo normal. Pero, ¿cómo saber qué se considera un flujo normal? 

Primero, hablemos de lo que es el flujo vaginal. El flujo es un líquido transparente o blancuzco que sale de tu vagina, y contiene moco producido por tu cuello uterino, agua, células de tu vagina y cuello uterino, y bacteria “buena” que ayuda a mantener un buen balance de microorganismos en tu vagina. Tu útero, cuello uterino, y vagina producen el flujo para ayudar a mantener a tu vagina limpia y lubricada. El flujo también ayuda a combatir bacterias “malas” que pueden causarte una infección. Bottom line: el flujo vaginal es algo completamente normal y necesario. 

Ahora hablemos de la consistencia del flujo. Quizás ya lo hayas notado, pero la consistencia de tu flujo vaginal cambia a lo largo de tu ciclo menstrual. Esto es porque el moco cervical, que hace parte del flujo, cambia para prepararse para un posible embarazo, y luego vuelve a ser como antes cuando no sucede un embarazo. Justo después de tu periodo, tu flujo es seco, espeso y pegajoso y se va volviendo más cremoso mientras pasan los días. Cuando ya se acerca el tiempo de que tus ovarios liberen un óvulo, tu flujo se vuelve más transparente y resbaloso. Justo antes que ovules, tendrá la consistencia de una clara de huevo crudo. Esto es para ayudar a que, si tienes sexo vaginal sin proteccion, los espermatozoides puedan moverse facilmente a traves del cuello uterino en su busqueda de un ovulo. Si no quedas en embarazo, el flujo se empieza a secar y a espesar de nuevo, ya que tu cuerpo se está alistando para otro periodo. 

Y, ¿cuánta cantidad de flujo es normal? Pues, lo que es considerado “normal” cuando se trata de flujo vaginal cambia de persona a persona - algunas tienen mucho flujo y otras casi nada. Y la cantidad de flujo también cambia día a día para cada persona. Adicionalmente, como tener flujo vaginal (sin importar si es poquito o mucho) es algo de todos los días, es totalmente normal ver flujo en tu ropa interior. Al secarse en tus panties, el flujo puede verse blanco o incluso amarillo claro. 

¿Y qué sobre el aumento de flujo al tener sexo? Pues, cuando te excitas sexualmente, las paredes de tu vagina producen fluido para lubricar mejor las cosas y asi ayudarte a tener sexo más placentero, si friccion y sin dolor. Por esta razón, es normal ver más flujo en estos momentos. ¡Thanks, flujo vaginal!

Entonces, para resumir las cosas, el flujo vaginal abundante y blanco, que aparece todos los días, es normal. Con tal de que no huela mal, esté acompañado por picazón, sea super espeso y grumoso o tenga un color diferente, todo está bien. Si estás experimentando alguno de estos síntomas, lo mejor es hacer una cita con unx doctorx o enfermerx, como los que se encuentran en el centro de salud de Planned Parenthood más cercano a ti. 

 

Etiquetas: Salud-Sexual-y-Reproductiva, blog-sexo-sin-verguenza, Como-se-si-mi-flujo-es-normal, Flujo-vaginal-normal, Mi-flujo-vaginal-es-normal?