Ir a Contenido Ir a Navegación Ir a Navegación Ir a Búsqueda del sitio Página de inicio

Ley de No Sorpresa

Le animamos firmemente a inscribirse en el portal de pacientes de Planned Parenthood Great Plains porque podemos transmitirle fácilmente un Presupuesto de buena fe. Envíenos un mensaje electrónico a [email protected] para inscribirse en el portal de pacientes.

 

Derecho a recibir un Presupuesto de buena fe

Usted tiene derecho a recibir un Presupuesto de buena fe donde se explica cuánto costará su atención médica

Según la ley, los proveedores de atención de salud deben dar a los pacientes que no tienen seguro o que no usan un seguro un cálculo de la factura por los insumos y servicios médicos.

  • Usted tiene derecho a recibir un cálculo o presupuesto de buena fe respecto al costo total previsto de cualquier insumo o servicio que no sea de emergencia. Esto incluye costos relacionados tales como exámenes médicos, medicamentos con receta, equipos y tarifas por las instalaciones.
  • Asegúrese de que su proveedor de atención de salud le dé un Presupuesto de buena fe por escrito al menos un día laborable antes de su servicio o insumo médico, si es que hizo una cita tres días o más antes de su visita. También puede pedir a su proveedor de atención de salud o a cualquier otro

For questions or more information about your right to a Good Faith Estimate, visit www.cms.gov/nosurprises or call 1-800-985-3059.

Planned Parenthood Great Plains (PPGP) crea el Presupuesto de buena fe para cada paciente en base a los síntomas y posibles necesidades que le cuenta el paciente cuando hace la cita. El cálculo no incluye costos desconocidos o imprevistos que pudieran surgir durante el tratamiento. Se le podría cobrar más si ocurren complicaciones o circunstancias especiales. Vea la lista completa de cobros de PPGP aquí.

Información adicional para personas que visitan nuestro centro de salud Overland Park:

Si recibe atención de emergencia o si le atiende un proveedor fuera de la red en un hospital o en un centro quirúrgico ambulatorio de nuestra red, usted recibe protección contra una facturación del saldo. En esos casos no se le puede cobrar más que los copagos, coaseguros y/o deducibles de su plan

¿Qué es la “facturación del saldo” (a veces denominada “facturación sorpresa”?

Cuando ve a un médico o a otro proveedor de atención de salud, tal vez deba algunos costos de su bolsillo, como un copago, un coaseguro o un deducible. Tal vez tenga costos adicionales o tenga que pagar toda la factura si ve a un proveedor o visita un establecimiento de atención de salud que no esté en la red de su plan de salud. “Fuera de la red” significa que los proveedores y establecimientos no tienen un contrato con su plan de salud para proporcionarle servicios. Los proveedores fuera de la red pueden facturarle por la diferencia entre lo que paga su plan y el monto total cobrado por un servicio. Esto se llama “facturación del saldo”. Esta cantidad podría ser mayor que los costos en la red por el mismo servicio y no contarían para los deducibles de su plan o para el límite anual de pagos de su bolsillo.

La “facturación sorpresa” es una factura del saldo imprevista. Esto puede ocurrir si usted no puede controlar quién participó en su atención, como cuando usted tiene una emergencia o cuando programa una cita en un establecimiento de la red, pero le atiende inesperadamente un proveedor fuera de la red. Las facturas médicas de sorpresa podrían costar miles de dólares, dependiendo del procedimiento o del servicio.

Usted recibe la protección de la facturación del saldo para

  • Servicios de emergencia. 
    Cuando recibe servicios de un hospital o centro quirúrgico ambulatorio de la red, ciertos proveedores allí podrían no estar en la red. En esos casos, lo más que pueden facturarle esos proveedores es el monto de coparticipación en la red de su plan. Esto se aplica a servicios de medicina de emergencia, anestesia, patología, radiología, laboratorio, neonatología, cirujano asistente, internista o intensivista. Estos proveedores no pueden facturarle el saldo y no pueden pedirle que renuncie a sus protecciones para que no le facturen el saldo.
  • Si recibe otros tipos de servicios en estos establecimientos de la red, los proveedores fuera de la red no pueden facturarle, a no ser que usted les dé su permiso escrito y renuncie a sus protecciones.
    Si tiene una afección médica de emergencia y recibe servicios de emergencia de un proveedor o establecimiento fuera de la red, lo más que pueden facturarle es el monto de coparticipación en la red de su plan (como copagos, coaseguro y deducibles). No le pueden facturar el saldo por estos servicios de emergencia. Esto incluye servicios que podría recibir cuando ya esté estable, a no ser que usted dé su permiso escrito y renuncie a su protección para que no le facturen el saldo por estos servicios posteriores a su estabilización.

Ciertos servicios en un hospital o centro quirúrgico ambulatorio dentro de la red. 

Nunca se le pedirá que renuncie a su protección contra la facturación del saldo. Tampoco le obligarán a recibir atención fuera de la red. Usted puede elegir un proveedor o establecimiento dentro de la red de su plan.

Si no se permite la facturación del saldo, usted también tiene las siguientes protecciones

  • Usted es la única persona responsable de pagar su parte del costo (como los copagos, coaseguro y deducibles que pagaría si el proveedor o establecimiento estuviera en la red). Su plan de salud pagará directamente cualquier costo adicional a los proveedores y establecimientos fuera de la red.
  • Generalmente, su plan de salud debe:
  • Cubrir servicios de emergencia sin obligarle a usted a conseguir la aprobación previa de esos servicios (también conocido como “autorización previa”).
  • Basar lo que usted adeuda al proveedor o establecimiento (participación de costos) en lo que pagaría a un establecimiento o proveedor y mostrar ese monto en la explicación de sus beneficios.
  • Contar cualquier monto que pague usted por servicios de emergencia o servicios fuera de la red para sus deducibles en la red y para el límite de sus pagos por cuenta propia.

Si cree que le han facturado erróneamente, visite www.cms.gov/nosurprises o llame al 1-800-985-3059.