Ir a Contenido Ir a Navegación Ir a Navegación Ir a Búsqueda del sitio Página de inicio

Una serie completa de proyectos de ley de asignación de recursos de la Cámara de Representantes pondría fin a todas las asignaciones para las restricciones de cobertura de los servicios de aborto.

WASHINGTON DC— Hoy, la Cámara de Representantes de los Estados Unidos aprobó un proyecto de ley de gastos minibus que excluye las restricciones de cobertura de los servicios de abort, incluyendo la enmienda Hyde, la enmienda Weldon y la restricción de cobertura de Medicaid para los servicios de aborto en D.C. El proyecto también representa inversiones cruciales para el acceso a la atención de la salud sexual y reproductiva, incluyendo el programa de planificación familiar Título X y el Programa de Prevención de Embarazo en Adolescentes (TPP por sus siglas en inglés). 

El paquete aprobado hoy forma parte de la serie completa de proyectos de ley de asignación de recursos de la Cámara de Representantes que eliminaría todas las asignaciones para las restricciones de cobertura de los servicios de aborto, incluyendo la restricción de cobertura para las personas encarceladas en el sistema penitenciario federal, las restricciones de la enmienda Helms y la restricción para las personas voluntarias de Peace Corps. Este avance histórico se produce tras décadas de abogacía por parte de las personas negras y latinas, de organizaciones como All* Above All y de otras personas líderes de la justicia reproductiva instando a quienes formulan las políticas públicas a poner fin a estas restricciones al aborto racistas y discriminatorias. 

Declaración de Alexis McGill Johnson, presidenta y directora ejecutiva de Planned Parenthood Federation of America:

“Este momento histórico representa una enorme victoria para pacientes, proveedores y defensores del cuidado de la salud que han venido luchando durante décadas para eliminar las restricciones federales de cobertura de los servicios de aborto. El paquete de gastos aprobado hoy finalmente refleja la creencia fundamental de que todas las personas merecen tener acceso a servicios de salud esenciales –incluyendo servicios de aborto legal y sin riesgos— independientemente de sus ingresos, proveedor de cuidados de salud y código postal. Agradecemos a la presidenta del Comité de Asignaciones Rosa de Lauro (D-CT-3), defensora de la salud reproductiva, a la representante Barbara Lee (D-CA-13), y a muchas otras personas de la Cámara de Representantes por llevar este objetivo hasta la meta. Ahora, el Senado debe mantener este impulso y aprobar las leyes de gasto sin las restricciones contra el aborto para ayudar a garantizar que todas las personas del país puedan asumir pleno control de su salud y su vida”. 

La enmienda Hyde bloquea el acceso a servicios de aborto legal y sin riesgos a las personas que utilizan Medicaid y otros programas federales. La enmienda Weldon amenaza con la pérdida de fondos federales para la salud a los gobiernos estatales y locales que tratan de proteger o ampliar la cobertura o los servicios de aborto. Dicha enmienda también incentiva a las entidades del cuidado de la salud para que utilicen sus creencias personales o religiosas para negar el acceso al aborto. La restricción de cobertura de Medicaid para los servicios de aborto en D.C. prohíbe al Distrito de Columbia utilizar fondos tributarios, recaudados localmente, para cubrir servicios de aborto de personas inscritas en Medicaid en D.C.

El acceso a cobertura de salud que incluya cobertura de servicios de aborto es una cuestión de justicia racial. Debido a siglos de racismo y prejuicios sistémicos, las personas que utilizan Medicaid son desproporcionadamente negras y latinas. Según la fundación Kaiser Family, el 93% de las personas residentes en D.C. a quienes se les ha restringido el acceso a servicios de aborto debido a la restricción de cobertura de servicios de aborto de Medicaid en D.C. son negras o hispanas. Las restricciones al aborto también afectan de manera desproporcionada a las familias con bajos ingresos, a la comunidad LGBTQ+, a las personas inmigrantes, a las personas jóvenes y a las comunidades rurales. Estas comunidades ya de por sí afrontan insidiosos obstáculos al progreso económico y a los cuidados de salud. 

Por otra parte, estas restricciones al aborto son también sumamente impopulares en todo el país, y 6 de cada 10 personas coinciden en que Medicaid debe cubrir los servicios de aborto al igual que cubre todos los demás servicios de salud reproductiva. 

Además de poner fin a estas perjudiciales restricciones, el paquete minibus, aprobado hoy, también representa inversiones cruciales para el acceso a la atención de la salud sexual y reproductiva, y aumenta la equidad en materia de salud. El proyecto de ley de LHHS aporta USD 400 millones para el Título X —el único programa federal del país dedicado a proporcionar métodos anticonceptivos y otra atención de la salud reproductiva a precios económicos a personas con bajos ingresos—. También aumenta los fondos para el TPP, mientras que retira el apoyo financiero a programas ineficaces y discriminatorios de abstinencia dirigidos a las personas jóvenes. 

Planned Parenthood Federation of America, agradece a las personas en la Cámara de Representantes que defienden la salud reproductiva por su decisiva labor de eliminación de los obstáculos al acceso a servicios de aborto legal y sin riesgos, y manifiesta su deseo de trabajar con el Senado a fin de enviar al presidente Biden proyectos de ley de asignación de recursos sin ninguna restricción contra el aborto.

###

Planned Parenthood es el proveedor y defensor líder del país de una atención médica asequible de alta calidad para mujeres, hombres y jóvenes, como también el mayor proveedor del país de educación sexual. Con más de 600 centros de salud en todo el país, las organizaciones de Planned Parenthood atienden a todos los pacientes con cuidado y compasión, con respeto y sin juzgarlos. A través de centros de salud, programas en escuelas y comunidades y recursos en línea, Planned Parenthood es una fuente confiable de información de salud que les permite a las personas tomar decisiones de salud informadas. Hacemos todo esto porque nos preocupamos de manera apasionada de ayudar a las personas a llevar vidas más saludables.

Una serie completa de proyectos de ley de asignación de recursos de la Cámara de Representantes pondría fin a todas las asignaciones para las restricciones de cobertura de los servicios de aborto.

WASHINGTON DC— Hoy, la Cámara de Representantes de los Estados Unidos aprobó un proyecto de ley de gastos minibus que excluye las restricciones de cobertura de los servicios de abort, incluyendo la enmienda Hyde, la enmienda Weldon y la restricción de cobertura de Medicaid para los servicios de aborto en D.C. El proyecto también representa inversiones cruciales para el acceso a la atención de la salud sexual y reproductiva, incluyendo el programa de planificación familiar Título X y el Programa de Prevención de Embarazo en Adolescentes (TPP por sus siglas en inglés). 

El paquete aprobado hoy forma parte de la serie completa de proyectos de ley de asignación de recursos de la Cámara de Representantes que eliminaría todas las asignaciones para las restricciones de cobertura de los servicios de aborto, incluyendo la restricción de cobertura para las personas encarceladas en el sistema penitenciario federal, las restricciones de la enmienda Helms y la restricción para las personas voluntarias de Peace Corps. Este avance histórico se produce tras décadas de abogacía por parte de las personas negras y latinas, de organizaciones como All* Above All y de otras personas líderes de la justicia reproductiva instando a quienes formulan las políticas públicas a poner fin a estas restricciones al aborto racistas y discriminatorias. 

Declaración de Alexis McGill Johnson, presidenta y directora ejecutiva de Planned Parenthood Federation of America:

“Este momento histórico representa una enorme victoria para pacientes, proveedores y defensores del cuidado de la salud que han venido luchando durante décadas para eliminar las restricciones federales de cobertura de los servicios de aborto. El paquete de gastos aprobado hoy finalmente refleja la creencia fundamental de que todas las personas merecen tener acceso a servicios de salud esenciales –incluyendo servicios de aborto legal y sin riesgos— independientemente de sus ingresos, proveedor de cuidados de salud y código postal. Agradecemos a la presidenta del Comité de Asignaciones Rosa de Lauro (D-CT-3), defensora de la salud reproductiva, a la representante Barbara Lee (D-CA-13), y a muchas otras personas de la Cámara de Representantes por llevar este objetivo hasta la meta. Ahora, el Senado debe mantener este impulso y aprobar las leyes de gasto sin las restricciones contra el aborto para ayudar a garantizar que todas las personas del país puedan asumir pleno control de su salud y su vida”. 

La enmienda Hyde bloquea el acceso a servicios de aborto legal y sin riesgos a las personas que utilizan Medicaid y otros programas federales. La enmienda Weldon amenaza con la pérdida de fondos federales para la salud a los gobiernos estatales y locales que tratan de proteger o ampliar la cobertura o los servicios de aborto. Dicha enmienda también incentiva a las entidades del cuidado de la salud para que utilicen sus creencias personales o religiosas para negar el acceso al aborto. La restricción de cobertura de Medicaid para los servicios de aborto en D.C. prohíbe al Distrito de Columbia utilizar fondos tributarios, recaudados localmente, para cubrir servicios de aborto de personas inscritas en Medicaid en D.C.

El acceso a cobertura de salud que incluya cobertura de servicios de aborto es una cuestión de justicia racial. Debido a siglos de racismo y prejuicios sistémicos, las personas que utilizan Medicaid son desproporcionadamente negras y latinas. Según la fundación Kaiser Family, el 93% de las personas residentes en D.C. a quienes se les ha restringido el acceso a servicios de aborto debido a la restricción de cobertura de servicios de aborto de Medicaid en D.C. son negras o hispanas. Las restricciones al aborto también afectan de manera desproporcionada a las familias con bajos ingresos, a la comunidad LGBTQ+, a las personas inmigrantes, a las personas jóvenes y a las comunidades rurales. Estas comunidades ya de por sí afrontan insidiosos obstáculos al progreso económico y a los cuidados de salud. 

Por otra parte, estas restricciones al aborto son también sumamente impopulares en todo el país, y 6 de cada 10 personas coinciden en que Medicaid debe cubrir los servicios de aborto al igual que cubre todos los demás servicios de salud reproductiva. 

Además de poner fin a estas perjudiciales restricciones, el paquete minibus, aprobado hoy, también representa inversiones cruciales para el acceso a la atención de la salud sexual y reproductiva, y aumenta la equidad en materia de salud. El proyecto de ley de LHHS aporta USD 400 millones para el Título X —el único programa federal del país dedicado a proporcionar métodos anticonceptivos y otra atención de la salud reproductiva a precios económicos a personas con bajos ingresos—. También aumenta los fondos para el TPP, mientras que retira el apoyo financiero a programas ineficaces y discriminatorios de abstinencia dirigidos a las personas jóvenes. 

Planned Parenthood Federation of America, agradece a las personas en la Cámara de Representantes que defienden la salud reproductiva por su decisiva labor de eliminación de los obstáculos al acceso a servicios de aborto legal y sin riesgos, y manifiesta su deseo de trabajar con el Senado a fin de enviar al presidente Biden proyectos de ley de asignación de recursos sin ninguna restricción contra el aborto.

###

Planned Parenthood es el proveedor y defensor líder del país de una atención médica asequible de alta calidad para mujeres, hombres y jóvenes, como también el mayor proveedor del país de educación sexual. Con más de 600 centros de salud en todo el país, las organizaciones de Planned Parenthood atienden a todos los pacientes con cuidado y compasión, con respeto y sin juzgarlos. A través de centros de salud, programas en escuelas y comunidades y recursos en línea, Planned Parenthood es una fuente confiable de información de salud que les permite a las personas tomar decisiones de salud informadas. Hacemos todo esto porque nos preocupamos de manera apasionada de ayudar a las personas a llevar vidas más saludables