Pruebas de VIH

Las pruebas de VIH en pocas palabras

  • Es posible que las personas infectadas con VIH vivan más tiempo si lo saben y obtienen tratamiento.
  • Parte del cuidado habitual de la salud
  • Fácilmente accesible

Hasta 1 de cada 5 personas que tienen VIH no lo saben. Saber si tiene VIH puede ser esencial para su salud sexual. Si usted sabe que tiene VIH, tiene más probabilidades de obtener el cuidado que necesita para evitar el desarrollo del SIDA. Si usted sabe que no tiene VIH, puede aprender lo que debe hacer para protegerse a sí mismo y a su(s) pareja(s) del contagio.

Las pruebas de VIH ahora son más rápidas y cómodas. Actualmente existen muchas opciones de pruebas. A continuación, se incluyen algunas de las preguntas más comunes que la gente hace sobre las pruebas de VIH. Esperamos que las respuestas le sean de utilidad.

Expand All +

  • +-

    ¿Debo realizarme la prueba de VIH?

    Las pruebas del virus de inmunodeficiencia humana (VIH) son una parte normal del cuidado de la salud. Si piensas que es posible que tú o tu pareja se hayan expuesto al VIH, habla con un proveedor de atención de la salud sobre la realización de la prueba. Hablar sobre los riesgos que corres puede ayudarte a decidir si realizar una prueba es la decisión correcta.

    Ciertas actividades y conductas aumentan el riesgo de contraer el VIH/SIDA. Quizá debas realizarte una prueba de VIH en los siguientes casos:

    • Tuviste relaciones sexuales vaginales o anales con alguien que tiene el VIH/SIDA.
    • Compartiste agujas o jeringas con alguien que tiene el VIH/SIDA.
    • Te pinchaste profundamente con una aguja o instrumento quirúrgico contaminado con el VIH.
    • Hubo contacto de sangre, semen o secreciones vaginales infectados con el VIH en heridas o llagas abiertas.

    Puede resultar difícil saber con certeza si tu pareja corrió algún riesgo. Si tienes dudas sobre la situación de tu pareja con respecto al VIH, asegúrate de practicar sexo más seguro. Mientras tanto, intenta hablar con tu pareja sobre cualquier riesgo de contraer el VIH/SIDA al que puedan haber estado expuestos. Si ambos están en riesgo, alienta a tu pareja para que también se realice la prueba.

    Averigua si debes realizarte pruebas de VIH con The Check.

  • +-

    ¿Cómo funcionan las pruebas de VIH?

    Cuando alguien se contagia de VIH, el sistema inmunitario crea anticuerpos para intentar combatir la infección. La mayoría de las pruebas de VIH que existen actualmente verifican la existencia de anticuerpos de VIH. Si hay presencia de anticuerpos de VIH, significa que la persona está infectada con VIH.

    Un tipo de prueba de VIH detecta la presencia del virus mismo. Se denomina prueba de ARN (RNA en inglés). La prueba de ARN es más costosa y no tan común como las pruebas de anticuerpos. Sin embargo, la prueba de ARN puede detectar el VIH mucho antes que las pruebas de anticuerpos tan sólo de 9 a 11 días después de la infección.

    El período ventana

    Desde la fecha en que se infectó, el cuerpo puede tardar hasta tres meses en desarrollar anticuerpos. Esto se denomina el “periodo ventana”. Durante el periodo ventana, es posible que las pruebas de anticuerpos de VIH no muestren que la persona tiene el virus. Es muy importante recordar que el VIH se puede contagiar a otras personas durante el periodo ventana.

  • +-

    ¿De qué clases de pruebas de VIH se dispone?

    Actualmente existen varias formas de realizar pruebas de VIH. Están los análisis de sangre y de muestras de saliva. También hay análisis de orina para el VIH, pero no se utilizan con frecuencia.

    La mayoría de las pruebas de VIH consisten en análisis de sangre. Para los análisis de sangre hay que ir a una clínica, sacarse una muestra de sangre y luego volver a la clínica una semana más tarde para buscar los resultados.

    Muchos proveedores de atención de la salud ofrecen ahora pruebas rápidas para el VIH. Una prueba rápida puede utilizar una muestra de saliva o sangre tomada de un pinchazo en una vena o un dedo. En tan sólo 20 minutos los resultados están listos. No obstante, las pruebas rápidas que muestran que una persona tiene VIH se deben confirmar con una prueba complementaria.

    También puede hacerse la prueba de VIH en su casa. Mediante un kit para el hogar de pruebas de VIH, usted se toma la muestra de sangre en su casa, la envía según las instrucciones del prospecto y luego llama a la empresa para saber los resultados. Sólo uno de los kits de pruebas de VIH (Home Access HIV-1 Test System ) tiene la aprobación de la Administración de Medicamentos y Alimentos de los Estados Unidos.

    Diferencia entre pruebas: anónimas y confidenciales

    En la mayoría de los estados puede encontrar clínicas que ofrecen pruebas de VIH “anónimas” o “confidenciales”. Es importante que sepa la diferencia entre esos dos términos cuando elija una clínica para hacerse la prueba.

    • La prueba “confidencial” significa que su nombre y demás información de identificación se adjuntarán a los resultados de la prueba. Los resultados se registran en su historia clínica y es posible que se revelen a su compañía aseguradora. De lo contrario, los resultados se mantienen en privado, al igual que la mayoría de las historias clínicas.
    • La prueba “anónima” significa que su nombre no se utiliza jamás: solamente su número de ID. Ese número se adjunta a los resultados de la prueba. Usted obtiene los resultados presentando ese número. Generalmente, los resultados no se entregan por escrito, sino que se comunican ya sea en persona o por teléfono. En el caso de las pruebas anónimas, los resultados de la prueba no formarán parte de su historia clínica.

    Las pruebas “anónimas” no están disponibles en todos los estados, así que cuando programe una entrevista, pregunte si se dispone de este tipo de prueba en su estado.

    Pruebas de VIH para mujeres embarazadas

    En la actualidad, el gobierno recomienda que se realicen pruebas de VIH a todas las mujeres embarazadas, como parte de la atención prenatal habitual. Si una mujer tiene VIH mientras está embarazada, puede colaborar con su proveedor de atención de la salud para reducir el riesgo de que el bebé también tenga VIH. Con tratamiento, menos de 2 de cada 100 bebés nacidos de mujeres con VIH se infectarán. Sin tratamiento, alrededor de 25 de cada 100 bebés resultarán infectados.

  • +-

    ¿Dónde puedo conseguir una prueba de VIH?

    En los centros de salud de Planned Parenthood y en la mayoría de los médicos, hospitales y clínicas de la salud. Los departamentos locales, estatales y federales de salud ofrecen análisis gratuitos. Además, también puede comprar en una farmacia o en Home Access un kit para hacerse la prueba en su hogar (Acceso desde el hogar, sitio sólo disponible en inglés).

    Quizás la mejor opción sea hacerse la prueba en un lugar donde pueda hablar con alguien, hacer preguntas y obtener información antes y después de la prueba.

    Estar preparado

    Si decide hacerse la prueba, hable sobre sus planes con alguien de confianza, alguien que va a estar con usted para apoyarlo cuando le den los resultados, especialmente si no son buenas noticias. Quizás sea mejor no mantenerlo en completo secreto.

    Tómese un tiempo para pensar qué va a hacer con los resultados. ¿Qué ocurriría si descubre que tiene VIH? ¿De qué manera saber esa información va a cambiar la forma en que usted cuida de sí mismo? ¿Cómo afectará a su pareja? ¿Qué ocurriría si descubre que no tiene VIH? ¿Cómo asegurarse de continuar así?

    Conozca más acerca del VIH/SIDA.

Find A Health Center

or

Search