Consideraciones sobre el aborto

Cada año, millones de mujeres deben afrontar embarazos no planificados. Si debes decidir cómo actuar ante un embarazo no planificado, existen muchos aspectos que debe considerar. Tienes tres opciones: aborto, adopción y crianza de un hijo.

Si estás pensando en abortar, si debes ayudar a una mujer a decidir si el aborto es la opción más conveniente para ella o si simplemente sientes curiosidad acerca del aborto, es posible que tengas muchas preguntas acerca de esta práctica. A continuación, hemos incluido algunas de las preguntas más frecuentes que suelen hacer las mujeres que consideran el aborto como una opción. Esperamos que las respuestas te sean de utilidad.

Expand All +

  • +-

    ¿Cómo puedo saber si el aborto es la opción más conveniente para mí?

    En la vida, todos tenemos que tomar muchas decisiones importantes. Cómo actuar ante a un embarazo no planificado es una decisión muy importante que frecuentemente deben tomar las mujeres. De hecho, en los Estados Unidos, aproximadamente el 50% de las mujeres tienen un embarazo no planificado a lo largo de sus vidas. Aproximadamente 4 de 10 mujeres que tienen embarazos no planificados deciden hacerse un aborto. En total, más de 1 de cada 3 mujeres en los Estados Unidos se hará un aborto antes de los 45 años.

    Las mujeres se hacen un aborto porque se preocupan por ellas mismas y por sus familias o futuras familias. Las razones más comunes por las cuales las mujeres deciden hacerse un aborto son las siguientes:

    • No están preparadas para ser madres.
    • No tienen recursos económicos para mantener a un bebé.
    • Sienten que tener un bebé les hará difícil trabajar, ir a la escuela o cuidar a sus hijos.
    • No quieren ser madres solteras.
    • No quieren que nadie sepa que han tenido relaciones sexuales o que están embarazadas.
    • Se sienten muy jóvenes o muy inmaduras para tener un hijo.
    • Ya tienen todos los hijos que desean tener.
    • Ellas o el feto tienen un problema de salud.
    • Fueron víctimas de una violación o incesto.

    Cada situación es diferente, y tú eres la única que puede decidir qué es lo más indicado en tu caso. Si estás tratando de decidir si el aborto es la opción más conveniente para ti, puede serte útil enumerar las ventajas y desventajas de hacerte un aborto. Piensa en qué ventajas o desventajas son más importantes para ti. Considera lo que sientes y lo que piensas acerca del aborto, lo que deseas para tu vida y para tu familia o futura familia.

    A continuación, se incluyen algunos aspectos que debes preguntarte si estás pensando en abortar:

    • ¿Estoy lista para ser madre?
    • ¿Puedo permitirme tener un hijo ahora?
    • ¿Puedo afrontar el costo de un aborto?
    • ¿Preferiría tener un hijo en otro momento?
    • ¿Qué significaría para mi futuro y el de mi familia si tuviese un hijo en este momento?
    • ¿Consideraría la posibilidad de dar a mi hijo en adopción?
    • ¿Tengo fuertes convicciones religiosas sobre el aborto?
    • ¿Cuál es mi opinión de las mujeres que deciden abortar?
    • ¿Cuánto me importa lo que opinan los demás acerca de mi decisión?
    • ¿Puedo enfrentar la experiencia de hacerme un aborto?
    • ¿Hay alguien que me esté presionando para que aborte? ¿Hay alguien que me esté presionando para que no aborte?
    • ¿Estaría dispuesta a contarle mi situación a mis padres o a presentarme ante un juez si el estado donde resido así lo exige?

    Piensa en el sentido que tus respuestas tienen para ti. También puedes hablar sobre todo esto con tu pareja, un familiar, un amigo, un consejero religioso de confianza o un asesor.

  • +-

    ¿Quién puede ayudarme a decidir?

    Una mujer puede sentirse sola o desamparada cuando está pensando en la posibilidad de un aborto. Puedes sentir que es difícil hablar del tema con las personas a las que normalmente les pides ayuda. Algunas personas pueden ser muy críticas. Un entorno de gente crítica puede hacerte sentir mal sobre ti misma o sobre tus propias decisiones. Busca la ayuda de personas que sepas que te apoyarán y que puedan comprender que estás intentando hacer lo que es mejor para ti y para tu familia o futura familia.

    La mayoría de las mujeres recurren a sus esposos, parejas, familias, proveedores de atención de la salud, confesores o a cualquier otra persona en la que confían cuando deben tomar una decisión sobre un embarazo no planificado. Además, muchas mujeres van a la clínica con sus parejas. Pero tú no tienes la obligación de contárselo a nadie. Si eres mayor de 18 años, tú decides a quién contarle tu situación.

    Si eres una adolescente…

    Se recomienda que los padres participen en las decisiones de sus hijas adolescentes de hacerse un aborto; en la mayoría de los casos, el padre o la madre se involucran. Sin embargo, la notificación a los padres sólo es obligatoria en aquellos estados cuyas leyes exigen su participación. Dichas leyes obligan a las mujeres menores de 18 años a informar a sus padres o a obtener su aprobación antes de hacerse un aborto. En la mayoría de estos estados, si la menor no puede hablar con sus padres, o no desea hacerlo, puede presentarse ante un juez. El juez será el encargado de decidir si la adolescente es lo suficientemente madura como para tomar sus propias decisiones. De lo contrario, deberá decidir si un aborto es la opción más conveniente para la adolescente.

    En cualquier caso, si surgiera algún tipo de complicación durante el aborto, podrá notificarse a los padres de la menor.

    Los educadores especialmente capacitados en las clínicas de salud para la mujer tal como tu centro de salud de Planned Parenthood pueden conversar contigo en privado. O, si prefieres, puedes venir acompañada por quien usted desees. Cuando elijas una clínica, ten cuidado con los centros llamados "centros para la mujer embarazada en crisis" porque están dirigidos por personas que no están a favor del aborto.

  • +-

    ¿Cuánto tiempo tengo para decidirme?

    El aborto es un procedimiento seguro, y no suele haber complicaciones graves. Sin embargo, los riesgos para la salud son mayores a medida que el embarazo continúa su curso. Los abortos de embarazos más avanzados pueden ser más complicados pero, aun así, son más seguros que el parto y el alumbramiento. Por lo tanto, si bien es importante que te tomes el tiempo necesario para tomar la decisión adecuada, también es importante que comprendas que un embarazo más avanzado puede ser más riesgoso para tu salud. Entonces, probablemente es mejor no esperar demasiado.

  • +-

    ¿Cómo se hace un aborto?

    Si decides interrumpir un embarazo, tu proveedor de atención de la salud podrá explicarte los distintos métodos de aborto. Es posible que tengas la opción de hacerte un aborto en una clínica o tomar la píldora abortiva.

  • +-

    ¿Existen riesgos a largo plazo a causa del aborto?

    Existen muchos mitos relacionados con los riesgos de hacerse un aborto. Pero los hechos indican, por ejemplo, que el aborto no causa cáncer de seno. Un aborto seguro y sin complicaciones tampoco causa problemas en embarazos futuros, tales como defectos congénitos, nacimiento de bebés prematuros o de bajo peso, embarazos ectópicos, abortos espontáneos o muerte infantil.

  • +-

    Si me hago un aborto, ¿cómo me sentiré después?

    Luego de un aborto, es normal tener una gran variedad de emociones. No hay una forma "correcta" de sentirse. Algunas mujeres sienten por un tiempo enojo, arrepentimiento, culpa o tristeza. En algunas mujeres, esos sentimientos pueden ser bastante fuertes.

    Para algunas mujeres, hacerse un aborto puede ser un hecho importante en su vida, tal como pueden serlo el fin de una relación, el comienzo o la pérdida de un empleo o la maternidad. Puede ser una situación muy estresante y difícil. Otras mujeres no se sienten tan mal luego de un aborto.

    La posibilidad de tener problemas emocionales graves y a largo plazo después de un aborto es tan remota como puede serlo en el caso de un parto. Estos problemas suelen presentarse a raíz de causas bien determinadas, por ejemplo, si la mujer tiene antecedentes de problemas emocionales antes del aborto, si no cuentas con el apoyo de personas comprensivas o si debes interrumpir un embarazo deseado, porque tu salud o la salud del feto corren peligro.

    En última instancia, la mayoría de las mujeres sienten alivio después de un aborto. Las mujeres tienden a sentirse mejor luego de un aborto si pueden conversar sobre el tema con personas comprensivas cercanas a ellas.  Ponte en contacto con Exhale, una linea de llamadas gratuita que provee apoyo emocional, confidencial y sin juicios, además de información y otros recursos para la mujer después de un aborto.

Find A Health Center

or

Search